El deshielo, una de las consecuencias del calentamiento global

El deshielo, una de las consecuencias del calentamiento global

El deshielo en los polos es una realidad, de continuar así, las consecuencias podrían ser catastróficas

Científicos hallaron pruebas de un deshielo que data de aproximadamente 400 mil años, ocurrido en la Antártida Oriental, algo similar con el derretimiento que actualmente se está suscitando.

Las evidencias encontradas indican que la pérdida de hielo en la región explorada podría aumentar 14 metros el nivel del mar en todo el mundo.

Durante años, los investigadores y expertos creyeron que la capa de hielo que cubre la Antártida Oriental se había mantenido intacta durante millones de años, sin embargo, estos hallazgos pusieron en tela de juicio esa certeza.

Los hallazgos se recolectaron en la cuenca de Wilkes, a la cual los científicos la describen como una botella inclinada a la que se le está fundiendo el tapón. Esta cuenca es una de varias que los expertos consideran como vulnerables al derretimiento, pues el hielo descansa en la tierra que está debajo del nivel del mar.

“Nuestros datos muestran que la línea de puesta a tierra en la cuenca de Wilkes retrocedió 700 kilómetros tierra adentro durante uno de los últimos interglaciales realmente cálidos, cuando las temperaturas globales fueron de 1 a 2 grados centígrados más cálidas que ahora. Eso probablemente contribuyó de 3 a 4 metros al aumento global del nivel del mar, con Groenlandia y la Antártida Occidental contribuyendo juntos otros 10 metros”, afirmó Terrence Blackburn, investigador de la Universidad de California

Blackburn también señaló que “Hemos abierto la puerta del congelador, pero ese bloque de hielo todavía está frío y no va a ninguna parte a corto plazo. Para comprender lo que sucederá en escalas de tiempo más largas, necesitamos ver qué sucedió en condiciones comparables en el pasado”.

 

 




No te lo pierdas