Estas son las formas en las que Trump ha agredido a los migrantes mexicanos

Estas son las formas en las que Trump ha agredido a los migrantes mexicanos

El gobierno que encabeza el multimillonario, Donald Trump, ha puesto en los migrantes su mejor bolsa política pese a pisar sus derechos humanos.

El actual principal enemigo de los migrantes mexicanos y latinos es sin duda el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, que en su carrera por la reelección en las elecciones del 2020 quiere que su proyecto del muro sea construido, violentando y agrediendo a las personas que buscan llegar al sueño americano.

TE PUEDE INTERESAR: ¿Mexicanos en Estados Unidos pueden estar en el programa de Infonavit de AMLO?

Y justamente esta situación fue reportada en un estudio en el que señala que durante el 2017, el el 13% de las personas migrantes con nacionalidad mexicana en EU reportó haber sido víctima de alguna agresión o acto hostil gracias al discurso antimigrantes impulsado por Trump.

En el estudio “Amenazas a los derechos civiles e incremento en la hostilidad social que enfrentan las personas migrantes”, creado por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) y la Universidad de California, se señala que las formas de agresión que han sufrido los paisanos son: detenciones injustificadas, amenazas de llamar a autoridades migratorias, abusos físicos y verbales, que se les diga que regresen a México, prohibición de hablar en español y que les impidan la entrada a algunos sitios como restaurantes y centros comerciales.

Deportaciones, continúan masivamente

Sobre la expulsión de los mexicanos y latinos por parte del gobierno Americano, el reporte detalla que de 433 mil casos anotados, 308 mil fueron mexicanos. Este tema va más allá ya que de estas detenciones, el 15% tuvo un momento de discriminación, maltrato físico y psicológico por parte de las autoridades estadounidenses.

Dentro de las situaciones que vivieron los deportados, están: privarles de tomar agua o de alimentos, estar expuestos a temperaturas extremas de frío o calor, permanecer en celdas con hacinamiento por el número de detenidos, no tener acceso a baños ni servicio médico y que, en ocasiones, debían compartir celda con delincuentes peligrosos.

¿Qué destino tendrán los paisanos en lo que resta de la era Trump?




No te lo pierdas