California Estado Santuario, Kevin de Leon

#Contraataque: California desafía a Trump y pasa ley para convertirse en “estado santuario”

California no le tiene ni tantito miedo a Trump y lanzó un verdadero misil en su defensa por los inmigrantes.

Por: Omar Porcayo

“Son tiempos que llaman al coraje y a la perseverancia”, dijo el gobernador de California Jerry Brown cuando Donald Trump solo tenía unas horas en la presidencia. Desde ese momento, el estado se declaró la primera línea de defensa en contra de sus políticas antiinmigrantes y lo está cumpliendo con creces.

Este lunes el Senado aprobó por 27 votos a 12 la ley SB54 o “Ley de Valores de California” que convertiría a la entidad en un estado santuario para los inmigrantes sin autorización.

Impulsada por el representante Kevin De León, la ley es un valiente desafío a la cruzada antiinmigrante de la Casa Blanca que ha intentado presionar a las ciudades a colaborar con el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE por sus siglas en inglés). La SB54 niega a autoridades locales ayudar a “La Migra” a retener a personas que no han cometido crímenes graves.

“Los inmigrantes son miembros valiosos y esenciales de la comunidad en California. Casi uno de cada tres californianos son nacidos en el extranjero y uno de cada dos niños en California tiene al menos un padre inmigrante”, establece la ley.

“Una relación de confianza entre la comunidad inmigrante de California, el estado y las agencias locales es central para la seguridad pública de las personas”, agrega el documento.

“Esta confianza es amenazada cuando las agencias locales y estatales están vinculadas a las fuerzas de inmigración, dando como resultado que la comunidad inmigrante tenga miedo de acercarse a la policía cuando son víctimas o testigos de crímenes, cuando necesitan servicios básicos de salud o asistir a la escuela, en detrimento de la seguridad y bienestar de los californianos”, explica la ley que aprobó la mayoría demócrata en el Senado.

California Estado Santuario
Californianos respaldan la ley SB54. (AP)

De León había advertido que la cooperación de las autoridades locales con “La Migra” no hacía a las ciudades más seguras. Por el contrario, fomentaba la impunidad.

“El voto histórico de hoy es una declaración valiente de los valores de California: ir al trabajo para poner comida en la mesa no debería exponer a los trabajadores a la deportación. Llevar tu hijo al doctor o a la escuela nunca debería significar la separación de familias enfrente de tus hijos”, dijo a La Opinión David Huerta, presidente de SEIU United Service Workers West.

Según el Instituto de Política Pública de California en el estado viven 2.6 millones de inmigrantes sin autorización, de los cuales 1.7 millones aportan a la economía más grande de Estados Unidos, principalmente en sectores económicos primarios como el campo.

Ahora la ley pasará a la Asamblea donde deberá ser confirmada antes de ser firmada por el gobernador.

El fiscal general, Jeff Sessions había amenazado la semana pasada a las ciudades santuario con el retiro de fondos federales, secundando el amago que hizo Trump en sus primeros días de gobierno. Lo único que obtuvo como respuesta fue la unión de más de 30 ciudades en el país para hacerle frente y ahora tendrá que escalar su advertencia a nivel estatal en California.

Un estudio de la Universidad de California demostró que las “ciudades santuario” registran un índice de criminalidad menor al promedio del país, contrario a los prejuicios de Trump sobre los inmigrantes.

Una vez más, California pone el ejemplo de cómo enfrentar con la fuerza de la ley a los fanáticos y xenófobos.

Resistencia californiana:

#NoLeSaque: El ‘bully’ Trump se topó con un rival de su tamaño llamado California




No te lo pierdas